Wendy Yajaira

  • Inicio
  • Transitando fronteras territoriales y morales.
image
Descargar historia

“Soy una mujer resiliente porque constantemente sufro violencias por la población mayoritaria, heteronormada, y acá estoy, feliz de ser quién soy, del cuerpo que tengo y de los deseos que cargo conmigo”

“Cuando llegué - a Colombia- conocí a La Madre Chinchilla. Ella es una mujer trans, líder, que es muy respetada porque ha ayudado a muchas personas en esta ciudad. Ella me brindó casa, cariño y seguridad. En la casa vivimos varias mujeres trans, actualmente somos cuatro. Cuando tenemos algún problema con las instituciones ella es quien interlocuta a nombre de nosotras y nos protege, la verdad que es muy bueno poder contar con alguien para defenderte”

“Yo he tenido muchos problemas con la autoridad, porque ellos no tienen ningún trato de género con nosotras, y porque usan sus uniformes a su favor. La Defensoría del Pueblo me ha prestado un acompañamiento muy bueno frente a esos casos, porque cuando pongo una denuncia me asesoran para que no me tengan de un lado a otro llevando papeles sin ningún resultado, si yo voy con Liliana a hacer los trámites me atienden rápido, pero si voy sola me cogen como bolita de billar, y aunque eso no debería ser así, a uno lo deberían atender siempre, es cierto que entre instituciones se entienden mejor y ayudan a resolver cosas de las mujeres.“